loader image

Educar es todo

Herencia 1.4

7 herencias que puedes dejar a tus hijos

Descúbrelas respondiendo a esta pequeña encuesta:
 

NUEVO CURSO

Educación sexual desde la familia

Lara Avargues

Descubre las respuestas a algunas de tus preguntas:
¿Cuándo es el mejor momento para hablar de educación sexual?
¿Cómo conseguir que tu hija o hijo acepte su cuerpo tal y como es?
¿Cómo gestionar todas esas situaciones incómodas que están relacionadas con su sexualidad?

EXCLUSIVO PREMIUM

Canciones para padres, madres e hijos: “Cuando Pedro llegó”, de Pedro Guerra

Con esta canción, Pedro Guerra festeja la llegada de su hijo, cuando "hubo fiesta en las flores, /se inundaron los cauces de todos los ríos. /Y al unísono todas las voces /hablaron de amor".¡Que disfrutéis de un domingo lleno de tanta ternura como esta canción!
Herencia 1.4

7 herencias que puedes dejar a tus hijos

Descúbrelas respondiendo a esta pequeña encuesta:
 

Canciones para padres, madres e hijos: “Cuando Pedro llegó”, de Pedro Guerra

Pedro Guerra dedicó sendas canciones a sus dos hijos, ambas publicadas en 2008 dentro de su álbum Vidas: “Lara” (de la que hablamos aquí) dedicada a su primogénita, que tenía entonces con 14 años, y esta de la que hablamos hoy: “Cuando Pedro llegó”, dedicado a su hijo pequeño, que contaba con dos años de edad cuando la canción se publicó. En ella, Pedro Guerra festeja la llegada de su hijo, cuando “hubo fiesta en las flores, /se inundaron los cauces de todos los ríos. /Y al unísono todas las voces /hablaron de amor”.

Pedro Guerra nos habla del embarazo con mucha ternura: “La ilusión se hizo latido / y el latido un garbancito en su interior. / Poco a poco el garbancito tuvo dedos, / labios, ojos, corazón. / La inquietud golpeaba el nido,  /culebrillas en el vientre de mamá. /Y la resta de los días /fue sumando vida contra la ansiedad”

Y también del parto: “La emoción cuadró su rumbo, /la cabeza entre los pliegues del amor /rompió en la luz un mes de julio /y el tic tac del mundo dio su aprobación. /La ilusión cumplió sus cuentas /del latido a la caricia del dolor. /La mirada que despierta /guarda en su inocencia todo lo que soy”.

La letra dice así:

La ilusión se hizo latido
y el latido un garbancito en su interior.
Poco a poco el garbancito tuvo dedos,
labios, ojos, corazón.

La inquietud golpeaba el nido,
culebrillas en el vientre de mamá.
Y la resta de los días
fue sumando vida contra la ansiedad.

Se brindó en las tabernas, se encendieron farolas
en pueblos perdidos.
Y las musas brindaron canciones
cuando Pedro llegó.

La emoción cuadró su rumbo,
la cabeza entre los pliegues del amor
rompió en la luz un mes de julio
y el tic tac del mundo dio su aprobación.

La ilusión cumplió sus cuentas
del latido a la caricia del dolor.
La mirada que despierta
guarda en su inocencia todo lo que soy.

Hubo fiesta en las flores,
se inundaron los cauces de todos los ríos.
Y al unísono todas las voces
hablaron de amor.

Se brindó en las tabernas, se encendieron farolas
en pueblos perdidos.
Y las musas brindaron canciones
cuando Pedro llegó.

¡Que disfrutéis de un domingo lleno de tanta ternura como esta canción!

NUEVO CURSO

Educación sexual desde la familia

Lara Avargues

Descubre las respuestas a algunas de tus preguntas:
¿Cuándo es el mejor momento para hablar de educación sexual?
¿Cómo conseguir que tu hija o hijo acepte su cuerpo tal y como es?
¿Cómo gestionar todas esas situaciones incómodas que están relacionadas con su sexualidad?

EXCLUSIVO PREMIUM

Hazte miembro deEDUCAR ES TODO
premium

POR SOLO
1,50€AL MES

Iniciar sesión
Contraseña olvidada
Introduce tu nombre de usuario o correo electrónico y te enviaremos las instrucciones para cambiar tu contraseña a tu correo electrónico.